La Promesa tiene como antecedente la intervención de la Artista de arte conceptual Teresa Margolles, que traslada al Museo Universitario de Arte Contemporáneo de la UNAM un fragmento de la historia cotidiana en Ciudad Juárez en el que hace visible el peligro que representa para las mujeres en la frontera las miles de casas abandonadas y con ello, igual numero de sueños, ilusiones, historias de los despojos, y agravios contra las mujeres y sus familias. La artista Teresa Margolles dona a Colectiva el terreno para edificar lo que ahora es La Promesa.
 
La Promesa es un modelo  que crea y acompaña procesos en espiral para desarrollar habilidades a nivel personal, comunitario y visión colectiva de ciudad involucrando  los recursos de la comunidad.

La Promesa aporta a la necesidad de crear nuevos discursos, espacios de inclusión social que integre la educación comunitaria con un enfoque de derechos humanos y utiliza el arte como una estrategia didáctica, pedagógica y  recurso teórico que aporte en la construcción y reconstrucción de la vida comunitaria.